VISITA MI NUEVO BLOG

domingo, 27 de mayo de 2012

Anfiteatro Romano

Bueno, ya que sigo en "Cuarentena" por alergia a el polen y ahora está en el pico más alto, con lo cual no puedo salir a ningún lado, pues voy a seguir escribiendo cositas de la ciudad donde vivo. Augusta Emerita (Mérida).


En esta ocasión presento el Anfiteatro Romano, su construcción se planificó junto con el Teatro Romano del que ya escribí, se inauguró en el año 8 a.C. En el anfiteatro se celebraban juegos gladiatorios y luchas entre animales o ente animales y hombres (venatoines), estas actividades eran las preferidas por el público.
El graderío (cavea) se construyó sobre la misma colina que el teatro, consta de 16 puertas a lo largo del perímetro (lo que ahora en los estadios se llaman vomitorios, vaya que a mi ese nombre no me gusta nada). Las gradas se dividen en tres sectores (ima, media y summa cavea) no quedan restos de la última, se construyeron dos tribunas una reservada a las autoridades y otra para la persona que financiaba el espectáculo, vaya al igual que en los espectáculos de hoy.


La arena es de forma elíptica, y es separada del graderío por un alto podio, un muro recubierto de mármol en su origen. En el centro de la arena se cavó una gran fosa en forma de cruz y que probablemente estuvo cubierta con un entarimado y en su interior se almacenaban las jaulas de las fieras y el material de la escena.
Dos largas galerías permitían el acceso de los gladiadores a la arena, y a ambos lados se abrían habitaciones para uso de estos gladiadores o para fieras (según distintos autores) e incluso para el culto a la diosa Némesis (a la que se encomiendan los participantes en los juegos).


Se excavó a partir de 1919. Actualmente además de visitas turísticas este espacio es utilizado bien para conciertos o para representaciones teatrales en la época en que se celebra el Festival de Teatro Clásico.








jueves, 17 de mayo de 2012

Teatro Romano


Continúo con el paseo por la ciudad donde vivo, Mérida y en esta ocasión dedico esta entrada al Teatro Romano. El edificio más emblemático de la ciudad, fue excavado en 1910 y tras su recuperación ha vuelto a cumplir su función original y en el se representan obras teatrales todos los veranos desde 1933.
El consul de Emerita Augusta, Marco Agripa fue el promotor de su construcción alla por el año 15 a.C.
El graderío (cavea)  tenía una capacidad de 6000 espectadores, se halla dividido en tres sectores separados  por pequeños muros y que corresponden a la diferencia social de la época. La orchestra (donde se situaba el coro) estaba pavimentada con losas de mármol y está rodeada de tres gradas de honor reservadas para las autoridades. El suelo del escenario originalmente estaba cubierta de madera.
El frente de la escena es la parte más espectacular de este teatro, sobre una base de sillares recubierto de mármol, reposan dos cuerpos de columnas de orden corintio. Entre las columnas una serie de esculturas réplicas de las originales que se encuentran en el Museo Nacional de Arte Romano, entre ellas Ceres. Detrás de la escena, así como en los laterales también encontramos restos de dependencias anexas zonas dedicadas al culto imperial, letrinas, y zonas de jardines.



Sin duda es un espacio impresionante y más aún en verano cuando el teatro se llena para las representaciones, es sin duda algo inolvidable.





martes, 8 de mayo de 2012

Geolodía 2012 Huelva

El domingo día 6 se celebraba el Geolodía, una iniciativa para la divulgación de la geología y de la profesión de geólogo, se celebraban excursiones en todas las provincias. Yo fui a Huelva para visitar un lugar que conozco bien, en el que pasé 3 años estudiando geología.


La excursión consistía en un recorrido desde Los Cabezos a las Marismas. Fue explicada por dos profesores a los que aprecio y de los que tengo gratos recuerdos, Francisco y Juan Antonio (Teniente) y a los que hacía tiempo que no había visto (sobre todo a Francisco). Bueno, se partió desde el Santuario de la Virgen de la Cinta donde observamos unos conglomerado y arenas con fósiles que para los niños que nos acompañaban fue toda una experiencia. Descendimos hasta la Plaza de Toros para volver a ver las arenas, y como la acción del hombre da lugar a cambios en la dinámica, provocando en su caso modificaciones en el perfil de los cabezos y deslizamientos en épocas de abundantes lluvias.


Posteriormente nos dirigimos a La Calatilla para observar el ambiente de Marismas, sus sedimentación y como ha variado a lo largo de la historia de Huelva y las implicaciones que ha supuesto para la navegación en la zona.


Os dejo los siguientes enlaces:

   - Más fotografías en mi Álbum de PICASA.
   - Documento "GUÍA DE CAMPO" donde se detalla todo lo que se puede ver.
   - Video de Youtube de Canal Sur de la jornada. VIDEO.